10 consejos para embotellar cerveza en casa fácilmente

5/5 - (255 votos)

Una de las tareas que menos gustan a la mayoría de los cerveceros caseros es embotellar la cerveza. Muchas botellas, mucha limpieza, trabajo lento…

Si no tienes muy claro cómo hacer todo esto del embotellado te recomiendo que eches un vistazo al artículo sobre cómo hacer el priming o cebado y embotellar la cerveza en casa.

Si ya lo tienes claro vamos con unos consejos para intentar hacer más fácil y menos pesado la tarea de embotellar cerveza en casa.

llenado de botellas de cerveza

¿Botellas con o sin etiqueta?

Antes de empezar ya te advierto: utiliza sólo botellas marrones.

Con los vidrios de color verde puedes tener problemas en la conservación.

Los transparentes, simplemente, ni siquiera son una opción.

Respecto a lo de reutilizar botellas de cervezas comerciales nos queda el dilema de si quitar la etiqueta original o retirarla. Hay algunos cerveceros a los que esto les da igual. A mí particularmente me gustan sin etiqueta.

Si eres de los que no quieren etiqueta tendrás que quitársela a las cervezas que te vayas bebiendo. En el caso de que esto te parezca muy trabajoso siempre puedes optar por comprar un pack de botellas nuevas y listo.

Las botellas de cerveza vacías son de mayor calidad y grosor que las que usan las cerveceras, ya que las primeras se entiende van a reutilizarse mientras que las comerciales, al menos en España, están destinadas a su destrucción y reciclaje.

No obstante aclaro que yo nunca he comprado botellas. He reciclado botellas usadas y no he tenido problemas. Pero bueno, la opción de comprar botellas de calidad y olvidarse de limpiezas, quitar etiquetas y demás también existe.

Bestseller No. 1
Botellas vacias de cerveza 33cl reutilizables con chapa incluidas | kit 20 botellines y 200 chapas para elaborar cervezas artesana | Pack de botella elaboracion artesanal en casa
  • ➡️ PACK BOTELLAS VACIA DE CERVEZA ARTESANA 20 botella + 200 chapas de 33cl. reutilizables para la eloracion de cervezas artesanal. Las botellas de color marrón amber conservan de forma ideal la cerveza dado que evitan que entren los rayos de sol. Solución perfecta para cerveceros .

Yo soy más del camino del medio, así que optaría por reciclar botellas de cerveza y usar únicamente las botellas cuyas etiquetas se quiten bien.

Son muchas las botellas a las que se les irá sin esfuerzo la etiqueta sólo teniéndolas en remojo. Ocurrirá lo mismo si las metes al lavavajillas. Aquellas que no se desprendan con esa facilidad… ¡pues a pasar de ellas!

Limpiar botellas de cerveza

Una buena higiene es fundamental en todo el proceso de elaboración. A fin de cuentas las cervezas acabaremos bebiéndolas.

La mejor manera de asegurar la limpieza de nuestras botellas es enjuagándolas tan pronto las bebamos.

¿Por qué?

Porque de esa manera ninguno de los residuos que pueda haber está seco y será más fácil de eliminar.

Por qué no limpiar las botellas en el lavavajillas

A ver, por supuesto que limpiar las botellas en el lavavajillas puede ser conveniente. Por ejemplo el lavado y el calor al que someten las botellas no sólo es un buen método de limpieza, sino que además despega muchas de las etiquetas.

Podría citar un punto más a favor, y es que en los lavavajillas hay programas de lavado de alta temperatura que nos aseguran una buena sanitización.

¿Entonces por qué no?

Pues porque las pastillas de lavado están compuestas, entre otros productos, por arena.

La finalidad de esta arena es la de proyectarse contra la vajilla y eliminar restos de suciedad. Hasta aquí todo bien…

El problema es que el proceso de lavado no se ha pensado para las botellas y su particular geometría. Esto hace que la arenilla que acaba entrando en la botella muchas veces no sea correctamente aclarada y termina pegada en la pared interior y es casi imposible de retirar.

Una solución factible sería el uso de limpiadores que no incluyan la mencionada arenilla.

Por si estás pensando que una buena solución podría ser usar un lavavajillas de los de fregar a mano ya te digo que no lo hagas ni loco. Salvo que lo que quieras es tener la fiesta de la espuma en casa…

Aviso:

NO CERRAR NUNCA LAS BOTELLAS DESPUÉS DE LAVAR A LA ESPERA DE SER USADAS DENTRO DE UNOS DÍAS, SEMANAS…

Si quedan restos de agua y cerramos la botella corremos un alto riesgo de arruinar la botella, o lo que es peor, nuestra cerveza si usamos dichas botellas.

Al cerrarlas no estando secas corremos el riesgo de que huela a humedad, haya proliferado moho, olor a rancio, malos sabores, etc.

Hechos los preliminares ya estamos… ¡Listos para embotellar!

Hazte hueco

Este es un buen consejo general. Te va a servir para embotellar, para hacer cerveza y hasta para freír un huevo.

Despeja la zona de trabajo, asegúrate espacio para poner y quitar cosas y ten a mano únicamente los utensilios que vayas a necesitar.

Enjuagador de botellas

Llegado el día del embotellado, si has seguido los pasos indicados anteriormente, tendrás las botellas pre-limpias.

Digo pre porque aunque las hayas enjuagado o incluso lavado días antes, ahora pueden tener restos de polvo en el interior.

Así pues nos conviene darle un enjuagado-sanitizador. ¡Dos pájaros de un tiro!

Para enjuagar las botellas no vais a encontrar nada mejor que un enjuagador de botellas. Es barato y cumple su función a las mil maravillas.

Lo llenas con una solución de agua y sanitizador (en mi caso StarSan) y a meterle unos buenos chufletazos a todas las botellas.

Compra tu limpiador de botellas al MEJOR PRECIO en AliExpress con este link

Limpiador de botellas

  • Fácil de usar
  • Limpia con sólo presionar
  • Ahorra tiempo y esfuerzo
botón AliExpress

En cuanto al StarSan lo recomiendo encarecidamente. Es de uso alimentario, no necesita aclarado y es muy fácil de usar, ya que preparas la mezcla sin tener que estar añadiendo agua caliente como con otros productos, disolviendo mezclas…

¡Nada! Llegar y usar.

Y si te parece caro nada más lejos de la realidad. ¡Se necesita tan poca cantidad que dura una eternidad!

Hazme caso, sanitiza con StarSan.

Bestseller No. 1

Sanitiza las chapas

Sí, las chapas también conviene limpiarlas.

Afortunadamente esto no es trabajo. Coge tantas chapas como vayas a usar y déjalas a remojo en agua con StarSan hasta que las vayas necesitando.

Escurre las botellas

Para tal menester venden unos árboles de plástico en el que vas poniendo todas las botellas boca abajo. A mí eso siempre me ha parecido un armatoste.

Bestseller No. 1
Arbol Secador Escurridor con capacidad para 50 botellines
  • 🍺 Con capacidad para 50 botellines, de cualquier tipo y tamaño, desde las más grandes de vino hasta las más pequeñas de cerveza, se pueden desmontar los niveles superiores y así hacer el árbol más pequeño, solo con la capacidad que necesites.

Veo mucho más práctico coger la bandeja inferior del lavavajillas y aprovechar los palitos para meter en ellos las botellas.

Si te gusta el riesgo puedes optar por poner las botellas boca abajo en equilibrio. Si no pasa nada todo irá bien. Como se te caiga una espero que te guste el efecto dominó… 😂😂😂

Tubo llenador

Es un must have en el día del embotellado. Lo acoplas fácilmente al grifo de tu cubo y con él consigues llenar tus botellas cómodamente desde el fondo, sin chapoteos, sin fugas y minimizando el riesgo de oxidación.

Además con el tubo controlarás perfectamente hasta dónde llenar tus botellas, pues al dejar de presionar deja de salir cerveza.

Bestseller No. 1

Otra cosa muy importante es que con el tubo dejarás el espacio perfecto de aire en el cuello de la botella. Puede echar un ojo al artículo sobre cuánto llenar las botellas de cerveza casera para que veas por qué esto es importante.

Hazte con un taburete

A la hora de llenar las botellas nada mejore que hacerlo sentado. A fin de cuentas llenar las botellas con el tubo llenador lleva un rato.

Si tienes donde sentarte no sólo estarás más cómodo, es que además evitarás tener que doblar el lomo continuamente.

Bestseller No. 1
Taburete Woody
  • Taburete puf de madera

Engaña a un amigo

Este es un consejo de oro. Con este sencillo gesto reducirás tu tiempo de embotellado a la mitad. El uno llena, el otro chapa.

Además, ¿hay algo mejor que pagar a un colega con tus elaboraciones?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *