Cómo arreglar una cerveza que no carbonata

5/5 - (122 votos)

Has embotellado tu cerveza, hecho el priming y después de esperar un par de semanas abres tu cerveza y…

¡Noooooo! ¡Horror! Tu cerveza sigue sin gas.

No tires la toalla todavía. Si tu cerveza no carbonata tal vez aún puedas arreglarlo. Te voy a contar algunas cosas que puedes hacer. ¡Vamos a verlo!

cerveza sin gas

Lleva las botellas a una habitación más cálida

El frío aletarga a la levadura. Así que haz como un jubilado alemán y múdate a un lugar más cálido. Obviamente tan sólo es una forma de hablar. Con que muevas tus botellas a una habitación más caliente es suficiente.

Entre 21-24 ºC es una buena horquilla de temperatura para tratar de despertar y reactivar a la levadura.

Aprovechando que cambias las botellas de sitio es buena idea agitarlas un poco. Este meneo servirá para distribuir de manera homogénea el poso que se forma del fondo con la cerveza.

En la práctica totalidad de los casos esto debería ser suficiente. Espera un tiempo. Si después de 4 semanas observas que tu cerveza no se carbonata nada en absoluto tendremos que tomar medidas más drásticas.

Ten en mente que esto son indicaciones con carácter general. Recuerda, por ejemplo, que las cervezas de alta densidad tardan más en carbonatar.

Añade más azúcar

Si el calor y la espera no solucionan el problema y presupones que tal vez no echaste suficiente azúcar en el priming podrías abrir las botellas y añadir un poco más.

Efectivamente, abrir las botellas añadir más azúcar y volver a chapar es mucho trabajo y encima aburrido. Por si fuera poco además conlleva riesgos de oxidación, pero tal vez merezca la pena antes que condenarte a tirar tu cerveza o beberte un lote sin ganas.

Más difícil todavía: añade más levadura

Tan difícil y arriesgado que casi ni lo recomiendo. Podría señalizar este paso con un warning del tipo “Atreverse sólo en caso de emergencia”.

Añadir levadura a las botellas puede ser algo así como entrar fumando en un polvorín. Tal vez no pase nada, pero posiblemente sí.

Si después de haber probado con los primeros consejos tu cerveza no carbonata puede ser el momento de animarse con lo de añadir levadura.

Luego ve a rezar a la virgen de la levadura para que no acabes con el efecto contrario: una sobrecarbonatación e incluso botellas reventando.

Embarrila y carbonata de manera forzada

Esta es bajo mi punto de vista la mejor opción, pues el éxito está asegurado. Eso sí, requiere tener barriles y botella de CO2.

Si tienes todo el material es seguro que conoces el procedimiento y por tanto hay poco que explicarte: vierte tus botellas de cerveza en el barril, cierra y carbonata de manera forzada al gusto.

Por otro lado es más que probable que si tienes barril no embotelles, pero bueno, aquí queda el consejo.

Si tu cerveza no carbonata… Paciencia

Lo cito en último lugar pero no por ello es el menos importante. Darle a la cerveza el tiempo que necesita es una máxima. La cerveza que hoy está plana, tal vez, dentro de 8 semanas esté carbonatada. No subestimes el poder de no hacer nada.

Ya hemos visto una serie de posibles soluciones. En cualquier caso lo mejor puedes hacer es prevenir para que no te pase. Te recomiendo que eches un vistazo al artículo sobre las causas más comunes por las que no carbonata una cerveza en botella.

7 comentarios en “Cómo arreglar una cerveza que no carbonata”

  1. Hola David.
    Soy Óscar (ovr).
    Tengo un problemilla con la última tirada de cerveza que hice y tras leer este post buscando auxilio, me surge una duda, y pensé que quizás puedas ayudarme.
    El caso es que la última tirada que fabriqué (una mosaic pale ale) creo que tiene poca carbonatación. A la semana del embotellado probé una botella y casi no tenía gas (pensé que era falta de tiempo). A la segunda semana tras el embotellado, abrí otra botella, y de nuevo lo mismo… poco gas, o al menos para mi gusto. La maduración la tuve a una temperatura de entre 15 y 18 ºC, ya que como otras veces se me pasaba de temperatura, esta vez quise ser más conservador pero no se si me pasaría.
    Tras dos o tres días pensando que hacer, decidí hacer lo que explicas…. agitarlas un poco para resuspender la levadura y dejarlas reposar a mas temperatura (unos 20.5ºC).
    La duda que me surge es cuanto tiempo debo dejarlas así para que actúe la levadura nuevamente, antes de dar el siguiente paso y ponerme a añadir azúcar botella a botella.
    La verdad es que estoy algo fastidiado, por que de sabor esta muy buena, con un color chulo y muy poco turbia…
    Pues nada, saludos y gracias una vez más!!!

    1. No te rayes con estas cosas que pasan hasta en las mejores familias.
      Los números y tiempos que me dices son correctos. Poco te puedo aconsejar en este sentido.
      Las cervezas en botella tienden a ganar más gas con el tiempo. Esto siempre y cuando quede algo de alimento para la levadura en suspensión, claro está.
      ¿Te atenuó bien la levadura? Es decir, ¿llegaste a la densidad final esperada?
      Si no has tenido ningún problema de fermentación lo más seguro es que te hayas quedado corto de azúcar.
      Antes de liarte a lo loco a abrir botellas y volver a cebar hazlo sólo con unas pocas. No sé, 4 ó 5. Las dejas entre 1 ó 2 semanas y pruebas. Si el resultado te gusta te haces más, y si no, pues no te quedará más remedio que beberlas con poco gas.

      1. Hola de nuevo.
        Pues con respecto a la atenuación, yo creo que fue todo bien: comencé en 1055 y llegué a 1015 tras 9 días (siendo los valores teóricos 1050/1012). Lo que no acabo de entender es como afecta la atenuación a la carbonatación… tendré que investigar este tema.

        Y de azúcar puse 5gr de dextrosa por litro, siempre y cuando no me equivocara en la pesada. Es la cantidad que marcaba la receta.

        Hoy voy a probar una botella de las que meneé y puse al calorcito el otro día, a ver que tal, si ya se nota algo más de gas. Si no, haré lo que me comentas, añadir azúcar a unas cuantas botellas, y esperar a ver que pasa.
        Lo que no se es cuanto más azúcar a mayores añadir… ni cuanto margen de tiempo tengo para hacer esta maniobra antes de que se muera toda la levadura de las botellas.

        Bueno, vaya bombardeo de dudas que te dejo…. espero que no te sature demasiado.
        Gracias por tus consejos y paciencia.

        1. La densidad final te da una pista de en qué punto de «consumo de azúcares» nos encontramos y, en función de eso, puedes concluir cómo ha ido la fermentación, si está terminada, si es deficiente, etc.
          En principio no observo nada especialmente raro. La cantidad de azúcar me parece más que suficiente para que carbonate bien.
          Si no mejora la cosa, lo dicho, prueba a añadir más azúcar en otras botellas.
          Por cierto, por aquello de eliminar una variable más: ¿Las botellas están bien cerradas? ¿Valoras la posibilidad de tener problemas con tu chapadora?

          1. Hola de nuevo.
            Perdona por tardar en responder pero me fui imposible estos días…
            El tema de la chapadora casi que lo descarto. Hice como otras veces y nunca me había dado fallo…
            Aún así, estoy contento… Probé alguna botella de las que había puesto al calor desde el día que me lo habías comentado, y la verdad es que algo más de gas parece que si que tienen. Así a todo, creo que voy a probar a añadir algo más de azúcar a alguna botella que tengo con cierre tipo cerámico con goma q ver qué tal…. Asi también algo de dudas.
            Jolín, pena no estar por tu zona para pasarte una muestra!!!
            Una vez más gracias y más gracias.

  2. Hoooolaaa!!!
    Pues si que ganaron las cervezas con el tiempo…. Estos días abrí alguna de las botellas que me quedaban, y la verdad que ahora están bastante más carbonatadas. Que bien!!! La pena que ya me quedan pocas de esa hornada…..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.